My Twitter Feed

December 7, 2022

NOTICIAS FLASH:

Arima Soul. Alma afro y euskaldun. -

miércoles, noviembre 30, 2022

Lukiek. Abriendo camino. -

miércoles, noviembre 30, 2022

Doctor Deseo. La fiesta de los “maquetos”. -

miércoles, noviembre 30, 2022

Señor No. Tres décadas derrochando coherencia y actitud. -

miércoles, noviembre 30, 2022

¡García! ¿Qué es ser patriota? -

martes, noviembre 29, 2022

Antro. El subsuelo está lleno de plataformas musicales. -

martes, noviembre 29, 2022

Carlos Vermut. Mi novio es un monstruo. -

martes, noviembre 29, 2022

Zinebi Express. Bilbao en el quirófano. -

martes, noviembre 29, 2022

Yune Nogueiras. La sociedad segun Delibes. -

martes, noviembre 29, 2022

Forever Young. Eternos canallas. -

martes, noviembre 29, 2022

Hitz Politak. Juegos de palabras y dibujos. -

martes, noviembre 29, 2022

Aritz Trueba. Intimidades. -

lunes, noviembre 28, 2022

Isaac Sánchez. Memorias piadosas. -

domingo, noviembre 27, 2022

Twinterview a Inés de León. -

domingo, noviembre 27, 2022

El poder gráfico en la música, según INGE CONDE y CAROLINA QUEIPO GUTIÉRREZ. -

domingo, noviembre 27, 2022

30 años de ‘Batman: la serie animada’, según ÁNGELA ITURRIZA -

sábado, noviembre 26, 2022

Tecnología. -

sábado, noviembre 26, 2022

Escuela Superior de Tecnologías Industriales Avanzadas (ESTIA). Poniendo proa al futuro. -

sábado, noviembre 26, 2022

Moda. De la pasarela a la calle. -

sábado, noviembre 26, 2022

Reseñas AUX 118 -

sábado, noviembre 26, 2022

John Allison. Humor británico en viñetas.

Giant Days 1 - Tripa8

El prolífico John Allison firma el guion y a veces el dibujo de recomendables obras que se han ido publicando poco a poco en España: la famosa ‘Giant Days’ sobre un grupo de universitarias, ‘Steeple’, ‘Solver’… Estuvo en Comic Barcelona de la mano de editorial Fandogamia.

Tu trabajo proviene del webcomic, un campo que en España ha tenido pequeños éxitos pero nunca triunfos masivos. ¿Fue difícil mantener la constancia y la consistencia al principio? ¿Fue complicado encontrar un público fiel?

Fue muy difícil ser consistente, ¡ la verdad es que no lo era! Los webcómics eran un campo en el que podías aprender y encontrar tu estilo a medida que construías una audiencia. Yo tenía muy pocas habilidades cuando empecé. Pero también había muy pocos webcómics en 1998 y pude encontrar un público de gente ávida de contenidos gratuitos en Internet a medida que iba mejorando.

‘Giant Days’ ha sido comparado a menudo con el estilo de Joss Whedon (dejando aparte su vida personal). Parece adecuado, ya que tiene un tipo de diálogo que encajaría bien en una serie de televisión. A la hora de crear las historias, ¿te influye más la televisión, el cine, otros cómics o elementos de tu propia vida?

Es difícil describir cómo escribo los diálogos. Hay un ritmo en mi cabeza que aprendí viendo comedias de televisión en los años 90 -‘Seinfeld’ y ‘Father Ted’, por ejemplo- y puedo saber cuándo he dado con ese ritmo porque todas las partes del diálogo encajan. Mi forma de escribir está influenciada por las tiras cómicas de los periódicos, como ‘Calvin y Hobbes’ y ‘Bloom County’.

Prácticamente todas tus series de cómics tienen mujeres como protagonistas, y además son muy específicas en sus rasgos. ¿Te parecen más interesantes como personajes o hay más espacio para hacer cosas nuevas con ellas?

Mis personajes femeninos parecen ser los que más gustan a mis lectores, así que esa es la percepción. Pero no estoy segura de que sea cierto al 100%. Esther, Daisy y Susan son los personajes de ‘Giant Days’ que protagonizan la serie, pero para mí los personajes masculinos, especialmente Ed Gemmell y McGraw, son igual de importantes. En ‘By Night’, ‘Bad Machinery’ y ‘Steeple’, realmente intento que haya una cierta paridad. Intento equilibrar las historias. Pero quizás no en los dibujos de portada. Diré que el mundo de las mujeres es más divertido de dibujar: hay mucha más variedad. La mayoría de los hombres se conforman con parecerse un montón a otros hombres.

Giant Days 1 - Tripa

“Mis personajes femeninos parecen ser los que más gustan a mis lectores, pero para mí los personajes masculinos son igual de importantes. Intento que haya una cierta paridad. Sí que admito que el mundo de las mujeres es más divertido de dibujar: hay mucha más variedad. La mayoría de los hombres se conforman con parecerse un montón a otros hombres”.

Es curioso que en muchas de tus otras obras, como ‘By Night’ o ‘Steeple’ incluyas elementos fantásticos, pero tu obra más conocida ha sido ‘Giant Days’, ¿crees que a la gente le gusta más el slice of life? ¿Disfruta de ambos campos por igual?

‘Giant Days’ tiene temas universales. La simplicidad de las historias de slice of life hizo mucho más fácil escribir números de 22 páginas para mi editorial americana. Cuanto más fantasía o competitividad introduzco en mis tramas, más páginas requiere una historia. Quería que cada capítulo de ‘Giant Days’ fuera una historia autónoma, aunque hiciera referencia a acontecimientos anteriores. Creo que de ahí salieron algunos de mis mejores trabajos, pero me resultaba difícil idear más de cincuenta historias distintas a un ritmo de una al mes (¡a veces dos al mes!) Disfruto de ambas formas de trabajar, siempre que pueda encontrar una verdad emocional en lo que escribo, ya sea fantasía o realidad.

Una de tus últimas obras en llegar a España es ‘Solver’, ¿cómo la presentarías al público?

‘Solver’ trata de una niña detective (¡un poco como Nancy Drew o cualquiera de los cientos de otras!) que ahora tiene 18 años y quiere dejar atrás esa parte de su vida. Así que decide resolver los problemas de otras personas. Empieza por ella misma y luego pasa a su mejor amiga. Es difícil saber si es un genio o una amenaza, ¡probablemente sea ambas cosas! Espero que sea capaz de resolver muchos problemas. Tengo una enorme lista de problemas personales para que los resuelva.

Da la sensación de que tienes un nivel de producción muy alto.  Aunque cuentas con la colaboración de dibujantes en algunas series, ¿se te ha acumulado a veces el trabajo entre todas las colecciones que tenías activas?

Me encanta hacer historias, me encanta crear y tengo la suerte de tener muchas ideas. Ha habido momentos en los que he cogido más trabajo del que podía manejar, y entonces me ha costado. Recientemente me he dado cuenta de que puedo escribir un guión que parezca sensato incluso a partir de la idea más estúpida, porque he desarrollado mi oficio. Así que tengo que tener cuidado de trabajar en cosas que signifiquen algo para mí, y estar más dispuesto a desechar las malas ideas. Cuando empecé, había que utilizar todas las ideas, porque no tenía muchas. Ahora, algunas ideas pueden ser peligrosas. Siempre estoy aprendiendo. Texto de Roberto González.

Deja un comentario