My Twitter Feed

December 12, 2019

NOTICIAS FLASH:

Noemí Villamuza. Espadas para Mazoka. -

martes, diciembre 3, 2019

La realización de bandas sonoras, según Aránzazu Calleja. -

domingo, diciembre 1, 2019

Twinterview a Javier Botet. -

domingo, diciembre 1, 2019

Creatividad y producción musical, según Estanis Figueroa. -

domingo, diciembre 1, 2019

100 Recomendaciones culturales con AUX. -

domingo, diciembre 1, 2019

El hoyo. Arriba y abajo. -

domingo, diciembre 1, 2019

Zinebi Express. Lost in Bilbao. -

domingo, diciembre 1, 2019

El Príncipe. El beso del efebo araña. -

domingo, diciembre 1, 2019

Xprest Aux. Corto y cambio. -

domingo, diciembre 1, 2019

Damasco: El Silencio de la Guerra. Ahora que las armas callan -

domingo, diciembre 1, 2019

Viva Suecia. Fe en la música. -

domingo, diciembre 1, 2019

Tamaryn. Bailar en la oscuridad. -

domingo, diciembre 1, 2019

Haxotz. Discos que cuentan historias. -

domingo, diciembre 1, 2019

Lukiek. El idioma no es barrera. -

domingo, diciembre 1, 2019

Pinpilinpussies. Mariposas de garaje. -

domingo, diciembre 1, 2019

Pantomima Full. ¡Hola, canallitas! -

viernes, noviembre 29, 2019

El jovencito Frankenstein. Música para un monstruo. -

viernes, noviembre 29, 2019

Camiselle. Drama onírico sobre hechos reales. -

viernes, noviembre 29, 2019

Zaldi Urdina. Sarraski Isildua Gogoan. -

viernes, noviembre 29, 2019

David Guapo. Frunjir es vivir. -

viernes, noviembre 29, 2019

Cala Vento. Dos son multitud.

Aleix y Joan son Cala Vento. Se sienten enganchados a la carretera; furgoneta, conciertos y sudor. Son un dúo de guitarra, batería y voz distinto al resto por su fuerza. En cuatro años han sacado tres discos redondos y comienzan su nueva gira por la península, que pasará por el norte, de nuevo.

Tras el verano, ¿qué tiene ahora entre manos el dúo Cala Vento? ¡Muchas cosas! Vamos a hacer gira de salas por toda la península. Son alrededor de 24 fechas, septiembre, octubre, noviembre y diciembre. Se podría decir que es la presentación oficial del disco que sacamos en abril, ‘Balanceo’. Pasaremos por Bilbao, Donosti, Pamplona… ¡muchas ganas!

Son ciudades que ya conocéis. Desde que empezasteis en 2015, ¡os habéis movido y girado muchísimo! Desde un principio, queríamos montar el grupo para saciar nuestras necesidades musicales y para tocar en directo. Con esa mentalidad, los dos juntos, vimos la oportunidad de salir de Cataluña como Cala Vento. Al ser dos, fuimos visitando muchas ciudades y pueblos pequeños. En 2017 hicimos alrededor de 80 conciertos y al ser tantos tienes que repetir ciudades muchas veces.

¡Es como tener una pequeña familia en cada ciudad! ¿Y cómo así formar un dúo? Guitarra, voz y batería es algo que no se ve en un dúo musical. Había un par de grupos que me gustaban mucho en ese formato, sobre unos chicos de Vancouver que se llaman Japandroids y les vi en el Primavera Sound 2012. Me entró la curiosidad de probar esto. Probé con el batería que tenía entonces en mi banda pero no surgió nada interesante. Lo dejé ahí y recuperé esa idea con Joan, probando. Pero no sabíamos cómo hacerlo y fuimos ensayando… ¡Ahí empezó todo!

¿Cómo es el estilo de Cala Vento? Es complicado, nos gustan muchos estilos de música distintos y creemos que podemos canalizarlos todos a través de la música. Cuando al principio teníamos que poner etiquetas a Cala Vento para que la gente supiera lo que hacíamos, decíamos Rock/Pop/Punk. ¡Más genérico no podía haber nada! Es una música emocional, bastante melódica y muy intensa.

¿Desde cuándo lleváis vosotros en la música? Yo tengo 28 años y Joan 26; llevamos desde el instituto con banda. Desde que teníamos edad de hacer cosas por nuestra cuenta, hemos tenido siempre una banda. Tenemos muy automatizado el hecho de tener un proyecto musical, hacer canciones y dar conciertos. Forma parte de nuestra manera de ser y de nuestra vida. ¡Tenemos la suerte de que ahora también es nuestra profesión! Es genial poder dedicarle tanto tiempo a la música y ahora a darlo todo, que esto pasa pocas veces.

“Sería difícil elegir a una persona nueva para tocar con nosotros. Llevamos cuatro años trabajando codo con codo y que entre alguien nuevo y se pueda poner a la altura de la relación que tenemos los dos es muy complejo..”

Habéis estado tocando en EE.UU. y México… ¿cómo surgió? Estados Unidos fue una aventura a lo loco. Teníamos el primer disco, no sabíamos cómo funcionaba todo y surgió la oportunidad de ir. Nos lo tomamos como unas vacaciones, fuimos de festival ¡y encima tocamos! Lo de México sí que fue más premeditado, teníamos la idea en la cabeza porque allí al final hablan nuestro idioma. Surgió con una beca e hicimos tres conciertos. Nos quedamos con la sensación de que no habíamos hecho todo lo que queríamos hacer como dúo allí y volvimos al cabo de un año, en mayo de este año. Hicimos 9 conciertos en 12 días de gira con un grupo mexicano; fue una experiencia musical de la leche. ¡Ahora van a venir a tocar con nosotros en Barcelona, Valencia y Murcia!

¿Cómo reacciona la gente de otro país al escucharos en directo? Es curioso porque nos recuerda al principio cuando tocábamos y nadie nos conocía. En cada concierto, siempre había alguien que se sabía las canciones. Estar tan lejos de casa y que la gente cante tus canciones es genial.

¿Cuánto es de importante para una banda la promoción o el boca a boca? La mejor promoción es ir a tocar a un sitio y que te vean. La primera vez que fuimos a León, vinieron tres personas, literal. No nos desanimamos. Dijimos “León está lejos de nuestra casa; ¡bastante que han venido tres personas a vernos!” Decidimos volver a León en la siguiente gira y ya vinieron siete personas. Y en esta gira también volvemos a ir y creo que llevamos 20 entradas vendidas. La mejor promo es tocar en un sitio, hacerlo bien y volver dentro de poco; y volver, y volver ahí. ¡Cada vez irá más gente! Es una vieja idea del rock, pero realmente nos funciona.

¿Seguiréis siendo los dos solos en Cala Vento o vais a incorporar a nuevos integrantes? Es difícil elegir a una persona nueva para tocar con nosotros. Llevamos cuatro años trabajando codo con codo y que entre alguien nuevo y se pueda poner a la altura de la relación que tenemos los dos es muy complejo..

¿Qué consejo daríais a una banda o dúo musical que empieza y se desanima, precisamente por lo que habéis comentado, que no va nadie a los conciertos al principio? Hay una costumbre de pensar a lo grande. “Vamos a hacer un grupo para tocar en festivales y estadios”. Ese es el error. Hay que pensar primero en hacer canciones, en girar mucho y currar a tope. Y el resto ya vendrá. Hay muchos concursos y te dan ganas de empezar por todo lo alto. Hay que ponerse objetivos pequeños: tocar en esta sala, salir de tu ciudad a tocar, grabar un disco… Las cosas irán saliendo. Texto de Ángela Saiz. Foto de Ingrid Ferrer.

Deja un comentario