My Twitter Feed

August 14, 2020

NOTICIAS FLASH:

Pablo Ríos. Multiplicando panes y peces. -

viernes, agosto 14, 2020

Belako. Grandes crisis y pequeños dramas. -

jueves, julio 30, 2020

Nize. Dándolo todo. -

jueves, julio 30, 2020

Oreka TX. Reinventando la tradición. -

jueves, julio 30, 2020

Getxophoto, según el comisario JON URIARTE. -

jueves, julio 30, 2020

Twinterview a Álvaro Ortiz. -

jueves, julio 30, 2020

El humor absurdo, según MERY CUESTA. -

jueves, julio 30, 2020

Kutxa Kultur Kanta. Un tema a seis bandas. -

jueves, julio 30, 2020

Cruz de Navajas. Mecano: Siglo XXI. -

jueves, julio 30, 2020

Icíar Bollaín. Para amarme y respetarme. -

miércoles, julio 29, 2020

Ángeles Reiné. A Putin no le gustará esta película. -

miércoles, julio 29, 2020

Saida Benzal. Dos chonis en Malasaña. -

miércoles, julio 29, 2020

Narita Boy. Apuntando al corazón de la nostalgia. -

miércoles, julio 29, 2020

Charles Forsman. Del cómic indie a Netflix. -

miércoles, julio 29, 2020

Irene Márquez. A ver qué dices. -

miércoles, julio 29, 2020

La crisis del milenial. Vamos a reírnos de nuestras penas. -

miércoles, julio 29, 2020

Edificio de viviendas Glas Eraikuntza. Luz marina y matizada. -

miércoles, julio 29, 2020

Tecnología. -

miércoles, julio 29, 2020

Moda: ¿Playa o piscina? -

miércoles, julio 29, 2020

Izaro. Tras el Tiempo Ausente. -

domingo, junio 7, 2020

Arturo Valls y Berto Romero. El futuro, que no es poco.

ArturoBerto

José Luis Cuerda vuelve a la comedia absurda con ‘Tiempo después’, una fábula satírica que nos cuenta cómo podría ser la España del futuro. Berto Romero y Arturo Valls encarnan a dos barberos contingentes y necesarios para que se desencadene la disparatada trama. Uno de ellos es un buen barbero y el otro, un genio del marketing. Ambos atienden a sus clientes en el único Edificio Representativo que queda en 9177, mil años arriba mil años abajo.

Su rivalidad tendrá consecuencias fatales que implicarán a un parado que desafía a su propia condición vendiendo limonada (excelente Roberto Álamo) y un rey ‘de bastos’ (Gabino Diego, recuperando el acento anglosajón de ‘Amanece que no es poco’). También entrarán en juego, entre otros, una pareja de guardias civiles (geniales Miguel Rellán y Daniel Pérez Prada) y una jefa de gabinete con conciencia obrera (Blanca Suárez, que resuelve con desparpajo el principal personaje femenino de la cinta). José Luis Cuerda adapta su relato homónimo en una dinámica comedia de ciencia ficción en la que recupera con acierto el tono absurdo de anteriores trabajos y reúne a un reparto de excepción, en el que se incluyen nuestros dos entrevistados. La fecha de estreno viene pintiparada, el Día de los Santos Inocentes.

¿Cuál de los dos es mejor barbero y por qué?
ARTURO VALLS: Yo, por supuesto, lo que pasa es que el personaje que interpreta Berto domina el marketing. Es una especie de influencer un YouTuber de la barbería, solo que en vez de jugar al Fortnite recita a Lorca y lo peta, tiene más visitas que yo.

BERTO ROMERO: Seguramente Arturo, pero yo les doy a los clientes un valor añadido recitándoles poemas.

¿Qué recuerdo guardáis de las anteriores incursiones del realizador en la comedia surrealista como ‘Total’, ‘Amanece que no es poco’ o ‘Así en el cielo como en la tierra’? ¿En qué medida os marcaron en su día?

A.V.: Hay un antes y un después , casi me explota la cabeza, ¿Por qué hablaban así los personajes, totalmente descontextualizados? ¿En qué cabeza cabe que unos señores estén plantados como hortalizas en el suelo? Y lo mejor, ¿por qué hay tanto sentido común en ese disparate?

B.R.: Son hitos en la historia de la comedia. Ciclópeos mojones que nos han marcado de forma indeleble. Creo que nos marcaron a todos como a un becerro su ganadero.

Arturo está en la producción del filme, El Terrat también, ¿en qué medida habéis apoyado para que salga adelante?

A.V.: En mi caso, vengo a recoger el guante que me lanza Edu Galán, alentado por un grupo de gente que se autodenominó La Turba, entre los que se encontraban Andreu Buenafuente y Berto. Conocían la existencia del guion y buscaban a alguien que se animara con la brusquedad de la financiación y ahí entramos Félix Tusell y yo.

B.R.: Yo no formo parte de la productora El Terrat. Soy un trabajador autónomo, aunque me une a ella una larga relación de confianza y colaboración casi familiar. Por lo que a mí respecta, formé parte de un pequeño núcleo de cómicos y amigos de Cuerda que comenzamos a reunirnos hace ya casi tres años con el objetivo de echar a andar el proyecto. Sólo haber formado parte de ese impulso inicial me parece algo digno que contar a mis nietos, en caso de que los tenga. Y les interese escucharlo, claro.

¿Cómo imagináis vosotros el futuro de España?

A.V. : Yo podría imaginar algo tipo ‘Tiempo Después’ pero sería de Hacendado , nada que ver con la maravillosa fábula que ha ideado José Luis.

B. R. : Creo que no tengo tanta imaginación.

BertoRomero

“El humor de Cuerda es necesario, inteligente y bello. Ante la magnificencia del mismo que alguien se ofenda o no ante él me parece insignificante y carente de sentido”.

¿Qué se os viene a la cabeza si grito ”¡Taxidermia!”?

B.R.: Que no hace falta que grites, que estoy cerca. Te escucho perfectamente.

A. V. : Cuerda volviendo de rodaje en coche de producción y pasando por un tienda de Taxidermia , el sólo gritaba en la parte de atrás del coche “Taxidermia, Taxidermia” cosas de José Luis, pensábamos. Esto acabo saliendo en la peli, y lo mejor es que habrá gente que lo interpretara, y verá simbolismos donde no los hay, como es este caso.

El reparto de la película es un desfile de cómicos conocidos. Los actores, ¿contribuisteis de alguna manera al guion y los diálogos o venían muy definidos por José Luis Cuerda?

A. V. : Es imposible mejorar un texto de José Luis, también por lo particular de su forma de escribir. No hay sitio para la morcilla.

B.R. : Yo respeté el texto de Cuerda como si estuviera recitando la Torá, sin tocar una coma. Soy muy respetuoso con las obras de arte.

No todos los personajes comparten escena. Aún así, ¿es fácil organizarse y no pisarse unos a otros en un filme tan coral?

A. V. : Yo soy partidario de que los actores se pisen por aquello de la naturalidad, en otros casos se coreografía verbalmente los textos para que no se pierda realismo, y que los técnicos de sonido no se acuerden de nuestras familias.

Aunque me gustó mucho su vertiente de fábula satírica y su toque fantástico sentí la impresión de que en la película había pocos personajes femeninos. ¿Sigue habiendo pocas cómicas en España?

A. V. : Por desgracia sí, ojalá hubiera más, cuantas más voces diferentes mejor.

El humor de Cuerda no deja títere con cabeza y ataca a todas las clases sociales. Sin embargo es lo suficientemente surrealista para que el público no se ofenda, o eso me pareció a mí, ¿qué pensáis vosotros?

B. R. : El humor de Cuerda es necesario, inteligente y bello. Ante la magnificencia del mismo que alguien se ofenda o no ante él me parece insignificante y carente de sentido. Texto de Roberto González.

Comentarios
Un comentario a “Arturo Valls y Berto Romero. El futuro, que no es poco.”
Trackbacks
Check out what others are saying...
  1. […] Arturo Valls y Berto Romero. El futuro, que no es poco. “A. V. : Es imposible mejorar un texto de José Luis, también por lo particular de su forma de escribir. No hay sitio para la morcilla”. | AUX magacine | 02/12/2018 […]



Deja un comentario