My Twitter Feed

January 25, 2020

NOTICIAS FLASH:

Noemí Villamuza. Espadas para Mazoka. -

martes, diciembre 3, 2019

La realización de bandas sonoras, según Aránzazu Calleja. -

domingo, diciembre 1, 2019

Twinterview a Javier Botet. -

domingo, diciembre 1, 2019

Creatividad y producción musical, según Estanis Figueroa. -

domingo, diciembre 1, 2019

100 Recomendaciones culturales con AUX. -

domingo, diciembre 1, 2019

El hoyo. Arriba y abajo. -

domingo, diciembre 1, 2019

Zinebi Express. Lost in Bilbao. -

domingo, diciembre 1, 2019

El Príncipe. El beso del efebo araña. -

domingo, diciembre 1, 2019

Xprest Aux. Corto y cambio. -

domingo, diciembre 1, 2019

Damasco: El Silencio de la Guerra. Ahora que las armas callan -

domingo, diciembre 1, 2019

Viva Suecia. Fe en la música. -

domingo, diciembre 1, 2019

Tamaryn. Bailar en la oscuridad. -

domingo, diciembre 1, 2019

Haxotz. Discos que cuentan historias. -

domingo, diciembre 1, 2019

Lukiek. El idioma no es barrera. -

domingo, diciembre 1, 2019

Pinpilinpussies. Mariposas de garaje. -

domingo, diciembre 1, 2019

Pantomima Full. ¡Hola, canallitas! -

viernes, noviembre 29, 2019

El jovencito Frankenstein. Música para un monstruo. -

viernes, noviembre 29, 2019

Camiselle. Drama onírico sobre hechos reales. -

viernes, noviembre 29, 2019

Zaldi Urdina. Sarraski Isildua Gogoan. -

viernes, noviembre 29, 2019

David Guapo. Frunjir es vivir. -

viernes, noviembre 29, 2019

Gorka Otxoa. Un escorpión entre ranas.

gorkaotx

El popular actor se convierte en el director de una sucursal que, al verse acusado de delitos económicos, decide esconderse entre una comunidad de desahuciados. Patxo Telleria dirige esta original fábula distópico-musical rodada en euskera que pudo verse en el Zinemaldi.

“Igelak (ranas)” aborda el tema de los desahucios a través de la comedia y el entretenimiento, ¿crees que puede ser una vía más eficaz que el clásico drama social? La risa siempre es una emoción muy primaria que llega al espectador de forma muy directa y la comedia, siempre que se haga desde el gusto y el respeto, puede ser un buen canal para tratar temas serios y duros. Con un dramón profundo y oscuro la gente se puede alejar y empatizar menos.
¿Te sorprendió el guión? Es una peli muy distinta, lo cual ya está bien. Es una mezcla de muchos géneros: comedia, drama, musical, ese aura de fábula….también es original la estética que no se veía en el guión. Los decorados tienen ese rollo un poco más apocalíptico y extremo que el momento actual, aunque tampoco mucho más, no nos creamos…
Tu personaje tiene muchas facetas. Es malvado, tiene momentos cómicos y también llega a emocionar. Lo afronté desde la verdad como hago con todos mis personajes. Y este es un escorpión. Lo que se plantea aquí es si se puede cambiar o no nuestra naturaleza. El protagonista conoce el antónimo de su mundo y descubre que son buenas personas que tienen sus ideas. Partiendo de que este personaje, inicialmente, es un cabrón sin escrúpulos, un banquero corrupto de los que desgraciadamente abundan mucho hoy en día.
Aparece un aspecto que ya has trabajado antes, el de la comedia incómoda. ¿Tienes predilección por ese tipo de humor? Me flipa. Has dado en el clavo. Ese humor a lo Ricky Gervais que se basa en situaciones incómodas, de ver a un personaje sufriendo, me gusta mucho más que el humor basado en chistes y gracietas, que también ha de existir y lo respeto, pero me gusta menos como espectador y como actor.
Para las localizaciones, ¿tuvisteis que buscar las zonas más pobres de Donostia? En casi todas las ciudades hay zonas estéticamente más bonitas y otras menos. En el cine estamos acostumbrados a ver una San Sebastián muy bonita, muy afrancesada, con la bahía…Aquí queríamos hablar de otras zonas menos conocidas. Además allí donde íbamos lo ensuciábamos un poco todo, le poníamos pintadas y carteles .
El reparto está lleno de caras conocidas del cine vasco como Mikel Losada, Gurutze Beitia, Itziar Atienza… ¿formasteis una especie de comuna, como en la película? Fue un poco como unas colonias. Muchos ya habíamos trabajado antes juntos y éramos amigos de antes. Nos juntamos todos en la Igeletxe, la casa de las ranas, y estuvimos allí compartiendo horas y horas de espera, como ocurre a menudo en el cine, pero lo hemos pasado muy bien.
También aparecen varios cantantes y músicos como Gatibu, Francis Díez (Doctor Deseo), Xabi Solano (Esne Beltza)…¿te hizo ilusión conocer a alguno de ellos? En general fue una experiencia muy chula. Ver a Ainhoa Arteta cantando en la calle para una escena de la película resultó bastante curioso.
¿Cómo es el trabajo con Patxo Telleria? Ya colaboraste con él, y con Aitor Mazo, en “Bypass”. Patxo es uno de los tíos que mejor escribe que conozco y dirigiendo lo tiene todo clarísimo. Si hace una peli cada dos años, aquí me tiene. Texto de Roberto González.

Deja un comentario