My Twitter Feed

August 21, 2019

NOTICIAS FLASH:

The Chameleons. Espíritus aislados.

Chameleons

Tras 19 años sin pasar por la Villa, The Chameleons actuarán en Kafe Antzokia de Bilbao celebrando su mítico álbum ‘Strange Times’, que interpretarán en su totalidad para proseguir con algunos de sus clásicos. Hablamos con Mark Burgess, cantante y fundador de la banda.

En este concierto tocáis el álbum ‘Strange Times’ en su integridad junto a algunos clásicos. ¿A qué se debe esta decisión? Bueno, no fue nuestra decisión hacerlo. Tocamos ‘Strange Times’ el año pasado en un par de conciertos y por ello fuimos invitados a hacer lo mismo por toda Europa. Dado que el disco incluye unas pocas canciones que no solemos tocar habitualmente era interesante para nosotros hacerlo así. Además es un desafío recrear en directo las dinámicas de ese álbum.

Al comienzo sólo querías ser el bajo y acabaste convirtiéndote también en el cantante porque no había ningún otro disponible. Es curioso porque tu voz es uno de los elementos más reconocibles de la banda. ¿Aprendiste a disfrutar esa parte con el paso del tiempo? Sí, así fue. Quiero decir, canto desde que era muy joven. Aprendí a cantar antes de aprender a hablar y he tenido discos desde que tenía cuatro años, así que fue muy natural para mí y siempre me he considerado más un cantante que un bajista.

¿De dónde venían las letras de la banda? ¿Estaban relacionadas con experiencias personales o procedían de lugares más abstractos? Están todas tomadas de experiencias personales y observaciones sobre mi experiencia en la Tierra. Pensamientos, impresiones, lugares, personas…

Tu voz y vuestras letras muestran un sentimiento de ansiedad y alienación que estaban en parte relacionadas con la sociedad en la que se crearon. ¿Crees que el actual ambiente tanto en Inglaterra como en el resto del mundo tiene alguna similitud con aquel momento y que eso hace que vuestros temas resulten hoy relevantes? Bueno, siempre ha habido crisis de uno u otro tipo hasta donde yo recuerdo. No es nada nuevo. Realmente la única diferencia entre el día de hoy y los 60, 70 u 80 es que el mundo actual es un lugar más desagradable para vivir y las sociedades en general son más malsanas. El sentimiento de alienación me ha acompañado durante toda mi vida y, sí, es el tema principal de la mayoría de mis letras si tuviera que resumirlas en una sola palabra. No creo que sea un síntoma particular en Inglaterra, creo que todo el mundo en todas partes puede experimentar esa sensación de que no encajan o de que son diferentes en algún sentido, que les resulta difícil relacionarse con su entorno por el motivo que sea.

«El sentimiento de alienación me ha acompañado durante toda mi vida y es el tema principal de la mayoría de mis letras si tuviera que resumirlas en una sola palabra».

¿Cuál era exactamente vuestro papel en lo que se refiere al movimiento Madchester? He visto una entrevista en vídeo en la que describes que erais la parte proletaria del movimiento porque The Haçienda era un local caro. Así que, ¿alguna vez os sentisteis tan populares como otras bandas con las que a veces se os compara, como Joy Division? La popularidad es un término extraño para mí, no es algo que considere particularmente importante o relevante en ningún contexto, pero ¿éramos tan populares como Joy Division? No, la verdad es que no, jajaja. Creo que nadie sabe muy bien cuál fue nuestro lugar en todo aquello. Quiero decir, siempre que hemos tocado en Manchester nuestros shows han funcionado y hemos vendido entradas en locales grandes así que somos populares y se nos percibe como un grupo de Manchester pero siempre parece que se nos olvida o infravalora cuando se trata de determinar nuestro lugar en la evolución del sonido Manchester.

Hay una película de Michael Winterbottom titulada ’24 Hour Party People’ que trata sobre el sonido Manchester, principalmente sobre Joy Division, New Order y Happy Mondays…¿La conoces? ¿Se parece algo a la realidad? No, no la he visto y no me interesa mucho, si te digo la verdad. La música se sostiene por sí misma. Toda la música es importante para que alguien en cierto modo decida diseccionarla infinitamente, analizarla, mitificarla o romantizarla y, bueno, encuentro todo eso bastante molesto. Incluso cuando ficcionan eventos y shows a los que yo realmente asistí como lo referente a Joy Division casi siempre se equivocan en los detalles o lo joden de alguna manera y eso me saca de quicio.

Desde 1987 el grupo se ha roto y se ha reformado varias veces. Parece que no importa cuántas veces se disuelva, siempre acaba volviendo. ¿Es fruto de un interés personal por mantenerlo con vida o tiene que ver con que los seguidores os hayan convertido en un grupo de culto? Bueno, no han sido tantas veces. El grupo se formo en 1980, se disolvió en 1987, se reformó en 2000 y volvió a disolverse en 2003. ChameleonsVox se formó en 2008 y todavía sigue en marcha. Fui animado a hacerlo, primero por mi desaparecido colega John Lever, que tocaba música de Chameleons en aquel momento en su proyecto Second Skin y después con diferentes personas que han ido y venido desde entonces, aunque Neil y Chris han estado con la banda casi desde el comienzo. Intenté alejarme una o dos veces sólo para ser persuadido de nuevo a seguir de gira y eso se debió principalmente a la demanda del público de todas partes de Europa.

La última vez que estuvisteis en Bilbao fue hace 19 años. ¿Recuerdas algo de aquel concierto? Sí, recuerdo la arquitectura, recuerdo a la gente, recuerdo el lugar con una proyección funky que dibujaba patrones caleidoscópicos en el suelo y las paredes. Recuerdo pasarlo bien allí. Texto de Roberto González.

ChameleonsCartel

 

Deja un comentario