My Twitter Feed

October 20, 2018

NOTICIAS FLASH:

Moda. Haz hueco en tu armario. -

martes, octubre 2, 2018

Los Art Dolls, según SANDRA ARTEAGA. -

martes, octubre 2, 2018

Carlos Vermut. Karaoke emocional. -

lunes, octubre 1, 2018

Twinterview a Bamf! -

lunes, octubre 1, 2018

Raúl de la Fuente. No es oficio para cínicos. -

lunes, octubre 1, 2018

El árbol de la sangre. El esperado regreso de Julio Medem. -

lunes, octubre 1, 2018

Koldo Almandoz. Oreina, una película actual. -

lunes, octubre 1, 2018

Lola Dueñas. Lo difícil no es querer, sino querer bien. -

lunes, octubre 1, 2018

Desenterrando Sad Hill. Cementerio de cine. -

lunes, octubre 1, 2018

Fele Martínez. El humor es fundamental. -

lunes, octubre 1, 2018

Moby Dick. ¡Por allí resopla! -

lunes, octubre 1, 2018

Julia de Castro. Revisando los clásicos. -

lunes, octubre 1, 2018

Poderío Vital. La música sale de paseo. -

lunes, octubre 1, 2018

Koma. El regreso de la fiera. -

lunes, octubre 1, 2018

Supersuckers. ¡Chupaos esa! -

lunes, octubre 1, 2018

Elefantes. El aprendizaje hecho canción. -

lunes, octubre 1, 2018

Dr. Feelgood. El legado de Wilko Johnson. -

lunes, octubre 1, 2018

Zátopek. Recordando a la locomotora humana. -

lunes, octubre 1, 2018

Urdaibai Bird Center. Volando voy, volando vengo. -

lunes, octubre 1, 2018

Tecnología. -

lunes, octubre 1, 2018

Carlota Ferrer. Más allá del teatro.

ImanolAr

El popular actor Imanol Arias regresa al teatro 30 años después de la mano de ‘La Vida A Palos’ un texto del escritor y poeta Pedro Atienza donde da vida a un alter ego del propio autor. Hablamos con la directora, Carlota Ferrer, madrileña y considerada como “mujer de teatro integral” , que lleva con emoción esta historia que retrata el periplo vital y las experiencias amorosas de un personaje llamado El Alcayata..

¿Cómo surge ‘La Vida A Palos’? Es un proceso en el que todavía estamos inmersos y ensayando (risas). Ha tenido una preparación muy larga. Pedro Atienza es el autor de la obra y era un poeta alcalaíno increíble. Se escribe la obra a partir de su biografía con el alter ego de un cantaor. Pedro siempre estuvo muy vinculado con el flamenco e Imanol Arias consigue “montar” este testamento y darle forma en ‘La Vida A Palos’.

Después de tantos años sin hacer teatro, ¿Imanol Arias decide crear esta obra por cumplir el deseo de su amigo Pedro Atienza? Así es; contacta con José Manuel Mora y conmigo para que le demos forma teatral ya que era un relato sin estructura escénica. Lino Patalano es el productor y ayuda a impulsar el proyecto.

Cuéntanos de qué va la obra… Es una conversación entre el amigo del padre y el hijo de este; se mezcla ficción y realidad. La puesta en escena es muy cinematográfica y el hilo conductor es lo emocional, no solo por el flamenco si no por la codificación de la música en emociones.

¿El título se debe a la música? Sí, ‘La Vida A Palos’ son los palos del flamenco. Los “palos” son los momentos duros. Hay una vida difícil en los 90, donde están las drogas y el alcohol; hay una pasión literaria, acontecimientos que le ocurren al personaje, como ir a la cárcel. “Palos” en ese sentido y “palos” del flamenco. El viaje de esta obra se estructura por todos estos palos.

Háblanos del elenco… Son tres actores en escena; Imanol Arias, el hijo y una actriz que representa tres personajes. Hay un cuadro musical potente protagonizado por Batio, nuestro fantástico chelista flamenco clásico, un cantaor y un percusionista.

¿Y por qué has dado tanta importancia a la música? Mi lenguaje escénico siempre es añadir la música al teatro. La danza tendrá menor presencia pero la música en directo será importante. También se narran partes de manera audiovisual, habrá partes rodadas en cine… ¡Muchas sorpresas!

¿Cómo ha sido trabajar con Imanol Arias? Me he enfrentado a trabajar con un actor de su talla, de 62 años y con una humildad como el primer día. Imanol siempre me ha dicho que le dijera TODO lo necesario para dirigirle, que no le respetara por ser quien era. Cuando alguien más joven dirige a alguien con tanta trayectoria, a veces no se dicen las verdades y, en este caso, Imanol quería ponerse en manos de la dirección cual actor obediente que quiere hacer un trabajo en común, llegar lejos, correr riesgos y profundizar. Ha sido una maravilla, ha accedido a mis proposiciones con respeto, humildad y talento.

¿Qué es para ti el teatro? Es un lugar de encuentro entre las personas para mirarnos en un espejo y poder seguir creciendo, para poder ver nuestra claridad y nuestra oscuridad. El teatro es una experiencia que debe modificar y emocionar a cada uno.

¿Qué esperáis del público bilbaíno? Me encanta el norte; este año ya he estado varias veces. El bilbaíno está bien educado en el arte escénico y sabe de teatro; ¡vamos a darles lo mejor! Texto de Ángela Saiz. Fotografía de Irene Meritxell Rodriguez.

Deja un comentario